Número 5: La violencia contra las mujeres en la universidad

Nota del editor

Con la etiqueta #MeToo (#YoTambién) dominando los titulares y la consciencia pública, este es el momento perfecto para que IFES se una a la conversación sobre la violencia sexual. En este número, cuatro mujeres procedentes de India, Sudáfrica, los Estados Unidos y Brasil hablan de la violencia contra la mujer en los campus universitarios. A pesar de proceder de diferentes continentes y de vivir vidas distintas, las historias y las reflexiones de estas mujeres comparten temas universales. Nos cuentan que la violencia sexual en el campus es algo muy extendido y muy poco denunciado, que no se está haciendo lo suficiente para acabar con ella o para apoyar a las supervivientes, y que la religión es cómplice en la cultura de la violación en el campus, a pesar de tener la fuerza potencial para erradicarla.

A muchos de nosotros nos cuesta hablar sobre la violencia sexual. A muchos de nosotros nos cuesta aún más relacionar la religión con la violencia sexual. Pero si la etiqueta #YoTambién nos ha enseñado algo, es que la violencia sexual contra las mujeres es mucho, mucho más común de lo que la sociedad quiere admitir. Mediante la lectura de estos artículos y la participación en las preguntas para debatir, estarás dando el primer paso para unirte a una comunidad que condena todas las formas de violencia, que valora a los hombres y las mujeres por igual y que ama y apoya a las supervivientes de manera incondicional.

Cuando Robert W Heimburger, editor de Palabra y Mundo, me pidió que fuera la Editora Invitada de este número, también me pidió que contribuyera con un artículo. Mi artículo habla del fenómeno conocido como la cultura de la violación en el campus en las universidades sudafricanas. Mediante una explicación sobre el origen del controvertido término “cultura de la violación en el campus”, mi artículo explora por qué la violencia sexual está tan extendida en los campus universitarios. El artículo examina el papel que desempeña la religión en su perpetración continuada, pero también (espero) en su eliminación.

Deborah Vieira nos lleva hasta Brasil para mostrarnos cómo las universidades ignoran la violencia llevada a cabo contra las mujeres en el campus. Nos muestra también la complicidad cristiana en todo ello mediante la identificación de creencias y actitudes dañinas que son justificadas de manera religiosa. Después, acude a la Biblia para explicar por qué esto no debería ser así y usa el ejemplo de ABUB, el movimiento de IFES en Brasil, para ilustrar cómo los estudiantes cristianos pueden tratar el fenómeno de una manera positiva y constructiva.

Kendall Cox se basa en su propia experiencia como estudiante y profesora en la Universidad de Virginia en los Estados Unidos para explorar lo generalizada que es la violencia sexual en los campus universitarios. Mediante una reflexión sobre las intervenciones para los testigos, resalta el hecho de que muchas de las respuestas cristianas típicas acaban por empeorar la situación, especialmente respecto a las víctimas. Llama a los cristianos a “llorar con los que lloran” y a enojarnos por la injusticia y la violencia a la que se enfrentan las mujeres.

Jamila Koshy acude a la historia de Tamar para guiar el debate sobre la violencia de los hombres contra las mujeres en el campus. Nos muestra cómo este “texto de terror” poco conocido tiene mucho que enseñarnos sobre hasta qué punto las estructuras de poder patriarcal abusan a las mujeres, y sigue mostrándonos cómo los cristianos deberíamos responder frente tal violencia y cómo apoyar a sus supervivientes.

Que estas reflexiones sobre la violencia sexual en los campus universitarios te inspiren y te guíen.

Elisabet le Roux, Editora Invitada
wordandworld@ifesworld.org

Todos los artículos de Palabra y Mundo