Los estudiantes enfrentan desafíos de comunicación al lidiar con las consecuencias de un ciclón durante la crisis de la COVID-19

Si no puedes imaginarte un lugar donde no haya penetrado el coronavirus, piensa en Vanuatu. Este país insular del Pacífico Sur es una de las pocas naciones donde no se han confirmado casos del virus. Sin embargo, la principal defensa de la isla (ser remota) es también su mayor punto débil.

Este pequeño país había cerrado fronteras a todos los extranjeros, incluidos los trabajadores humanitarios, cuando el ciclón Harold devastó las islas, destruyó cultivos e infraestructura y acabó con la vida de 27 personas. Con la economía tan frágil del país, el daño en los suministros de alimentos añadirá más problemas a quienes ya tenían dificultades para abastecerse. El cierre de fronteras y las escasas redes de comunicación restringen mucho la recepción de ayuda del extranjero.

Estos desafíos hacen que la situación sea especialmente frustrante para Joel y Tiffanie Atwood, líderes del proyecto Abriendo nuevos caminos en Vanuatu. Los Atwood acudieron a Vanuatu para impulsar la obra pionera de IFES entre los universitarios y formar a futuros líderes ministeriales en teología y predicación. Sin embargo, ahora se encuentran varados en Australia debido al cierre fronterizo. Joel explica:

«Notamos la distancia con nuestros amigos. Actualmente, todos los campus de enseñanza superior están cerrados y la tecnología de Vanuatu aún no está lista para llevar a cabo el ministerio de forma virtual».

Sin comunicación estable con sus amigos, los Atwood oran desde la distancia para que el ministerio continúe en Vanuatu. A los estudiantes del archipiélago solo les queda el recurso de su creatividad para descubrir cómo mantener el contacto mientras el país se reconstruye.

Oremos por Joel, Tiffanie y Vanuatu esta semana:

· Ora para que Joel y Tiffanie puedan sentir aliento mientras esperan en Australia. Ora para que puedan ponerse en contacto con los estudiantes de Vanuatu.

 · Ora para que los estudiantes de Vanuatu encuentren formas de animarse unos a otros a pesar de las dificultades de comunicación.

· Ora para que Dios proporcione comida y provisiones suficientes para Vanuatu, ya que las importaciones han sido limitadas debido a la COVID-19.

· Ora para que el país siga protegido del coronavirus, ya que su sistema de salud no dispone de medios suficientes para lidiar con la gravedad de la pandemia.

Un momento clave para Ali

En febrero del 2019, compartimos la historia de Ali, un estudiante de Nueva Caledonia que había soñado con ver la obra pionera entre estudiantes en su país. Un año después, ¿qué ha ocurrido en Nueva Caledonia?

Había un grupo de estudiantes y ahora son dos. Se reúnen regularmente en dos campus para estudiar la Biblia y orar. El año pasado, los dos grupos también trabajaron juntos para organizar un evento evangelístico sobre ciencia y creación. No hay muchos estudiantes que hayan oído sobre GBU-NC, así que este evento los ayudará a ganar visibilidad entre los estudiantes cristianos y no cristianos.

Ali se tomó un año de pausa para trabajar. Pero ha decidió hace poco volver a la universidad para seguir con sus estudios, con ganas de ayudar a GBU-NC a establecerse mejor. ¿Por qué?

La Asamblea Mundial fue un momento clave. En ella, el Señor me desafió sobre la importancia del ministerio estudiantil en Nueva Caledonia y la responsabilidad que me encomendaba para ir allí. Hoy estoy feliz de terminar mis estudios y poder por fin invertir más de mi vida en el ministerio con los estudiantes.

Otro líder estudiantil pudo asistir recientemente al evento anual de formación de AFES Australia y está deseando seguir invirtiendo en la obra pionera. El movimiento sigue en fase de obra pionera y necesitará fortalecerse mediante las oportunidades de formación de IFES, el apoyo de personal local, estructuras de liderazgo y estudiantes como Ali, con iniciativa para comenzar algo nuevo. Ora con Ali para que estas necesidades se satisfagan y un día el movimiento se pueda afiliar a IFES.


Apoya hoy la iniciativa pionera de IFES en campus no alcanzados de todo el mundo:

Quiero donar a

Accede a tu cuenta para donaciones
$

La clave para un ministerio estudiantil con sustento propio

Kehinde viaja mucho para colaborar con los movimientos de IFES en todo el mundo, pero incluso para él Fiji fue sorprendente. La belleza y tranquilidad de esta isla del Pacífico Sur atrae a miles de turistas al año. Pero Kehinde no estaba ahí de vacaciones. Viajó durante más de dos días desde su hogar de Nigeria para ayudar a PSFC, el movimiento de IFES, a desarrollar un sustento autóctono del ministerio.

Esto se conoce como el Desarrollo de apoyo autóctono (DAA), y Kehinde es quien lo coordina. ¿Por qué es tan importante? Porque el ministerio estudiantil florece donde su apoyo (financiero, en oración y práctico) es local. Es sencillo.

Pero a la vez no es tan fácil. Muchos movimientos nacionales tienen dificultades para conseguir recursos locales. A veces puede resultar incómodo, agotador, desalentador e infructífero. Pero el enfoque bíblico del material de capacitación de DAA permite a los movimientos pensar de forma diferente. No se trata de mendigar. Se trata de una invitación a formar parte de una obra dinámica para cambiar la sociedad en su propio entorno local.

Gracias a la ayuda recibida del programa DAA, PSFC Fiji ha podido alentarse en cuanto al levantamiento de fondos. Ahora se sienten capacitados para contactar con personas que podrían apoyar a IFES e invitarlas a colaborar con el ministerio universitario.

PSFC ha levantado recientemente su mayor cantidad de fondos gracias a 100 personas que donaron con generosidad para financiar el ministerio entre los estudiantes. ¡Alabado sea Dios!

  • Ora por PSFC y su búsqueda de sustento financiero propio. Ora por los cristianos e iglesias locales, para que comprendan la visión del ministerio estudiantil y quieran formar parte del mismo.
  • Ora por sabiduría para Kehinde y el equipo de DAA, que capacitarán a diez movimientos en el sur de África a finales de marzo.
  • Ora por los 20 movimientos que participarán en el curso de aprendizaje online de la semana que viene.

¡Gracias por orar con nosotros!

Buscando el gozo

No necesitaba a Dios. Mi vida era cómoda. Estaba harta de la religión y de sentirme juzgada por no cumplir las expectativas de un «buen cristiano». NI siquiera quería este tipo de vida. Estaba bien tal y como estaba.  

Fanga se mudó de Tonga a Vanuatu en 2017 para estudiar derecho. Durante su primer mes allí, una amiga la invitó a que la acompañara a un grupo bíblico estudiantil. Esta es la historia de Fanga. 

Puro gozo 

No quería ir. Pero sentía que no podía negarme así que, sin realmente quererlo, empecé a asistir. Fue una experiencia totalmente nueva. No me había dado cuenta de lo superficial que era mi conocimiento de la Biblia. Por primera vez, estaba viendo y experimentando al Jesús real por mí misma y me atraía.  

Cada miércoles, nos reuníamos para estudiar la Palabra de Dios. Estos estudios bíblicos semanales, junto con las enseñanzas de la Conferencia Regional del Pacífico Sur de IFES (SPARC), me fueron de ayuda para empezar a entender la gracia de Dios. Es posible que seguir las reglas me haga parecer una buena persona, pero no cambiará mi corazón. Solo podía ser salvada al confiar en la gracia de Dios, que me fue dada libremente, mediante la muerte y resurrección de Jesús. Sin Él, mi vida no tiene sentido y mi felicidad es temporal. Con Él, he encontrado el gozo. 

Ahora tengo la necesidad de hablar de Jesús a otros. Todas las personas deberían tener la oportunidad de oír hablar de Él y quiero vivir una vida que haga a Jesús y su Palabra más accesible para todos. 

Buscando a los extranjeros 

Nuestra universidad es muy diversa. Tenemos estudiantes que han venido de todo el Pacífico Sur para estudiar aquí, así como un elevado número de estudiantes de la zona. Esto hace que nuestro grupo de comunidad sea una maravillosa y caótica mezcla de culturas, idiomas y trasfondos eclesiales que encuentra su unidad en Jesús.  

La mayoría de los estudiantes en nuestra universidad han oído hablar de Jesús y tienen algún conocimiento de la Biblia. Sin embargo, no entienden el evangelio. Muchos, como yo hace algunos años, quieren distanciarse de la religión después de haberse sentido heridos en el pasado por iglesias que se basan en las normas. Necesitan ver al Jesús real. Es por ello que nuestros programas se basan en presentar a Jesús a los estudiantes a través de la Biblia. Solo así se puede cambiar la mentalidad.  

Más allá del campus 

En la actualidad, podemos ver un cambio en el campus. Los estudiantes están hambrientos por conocer a Jesús. Vienen a nuestro grupo porque quieren ahondar en su conocimiento de la Biblia. Hace un año, se crearon varios grupos pequeños de estudio bíblico en diferentes residencias de estudiantes y ahora ofrecemos tres reuniones por semana: una en inglés y dos en bislama (una de las lenguas oficiales de Vanuatu). 

También estamos presenciando la obra de Dios más allá de las puertas de nuestro campus. Nuestro movimiento nacional, GNYF, está empezando grupos estudiantiles en las universidades francófonas de Vanuatu y, a nivel regional, se está empezando una obra pionera en Nueva Caledonia. Sin embargo, mi corazón pertenece a mi país natal, Tonga. Por favor, ora conmigo para que la misma obra empiece allí en los próximos dos años.  

Oportunidades para hablar sobre Jesús gracias a la lluvia

Se les hundió el corazón cuando empezó a llover. Y no se trataba de un chaparrón breve. Los estudiantes de TSCF, el movimiento de IFES en Nueva Zelanda, iban a ofrecer chocolate caliente a los estudiantes del campus como parte de la semana de misiones. Acababan de montar el estand cafetería cuando el clima invernal los obligó a buscar refugio. Se sintieron muy decepcionados al ver que tenían que terminar conversaciones interesantes y perder oportunidades. 

Así que decidieron orar y montar de nuevo el estand en el vestíbulo de la biblioteca. Para su sorpresa, enseguida se agolparon estudiantes en el puesto para buscar refugio. Les pidieron a todos los estudiantes que pusieran un pin en la escala de la historia humana, de esperanzadora a desesperanzadora, de comedia a tragedia. Y los estudiantes querían hablar sobre Jesús. Las mejores conversaciones de la semana ocurrieron ese día. Fue un recordatorio estimulante para los estudiantes de TSCF de su dependencia en Dios: Él es soberano sobre la logística y el clima, y en la importante obra de atraer a las personas a sí. 

  • Alabemos a Dios por la forma en que contestó a las oraciones de los estudiantes. Démosle gracias por todas las personas que escucharon de Jesús a través de los eventos de la semana de misiones de TSCF. 
  • Oremos por el seguimiento. Oremos para que muchos quieran empezar a leer la Biblia y explorar más la fe cristiana. 

¡Gracias por orar con nosotros!